17 de enero de 2021

Para Acicalar Tu Nombre, Tristemente Lo Escondo

 

No existe verso suficientemente

Perfecto para acicalar tu nombre;

Si aquí lo dijera la caligrafía

Sería descifrable y maldita.

Cualquiera lo leería de noche y día

Y eliminado de inmediato  por tus ojos.



Ante la ausencia

8 de enero de 2021

Filomena

 La normalidad. La nueva normalidad.

Llevamos tiempos convulsos. La pandemia. El Brexit. Ahora un golpe de estado ( por ahora frustrado ) dirigido por el presidente de un país que presume de ser democrático desde su fundación. Pensábamos en poner fin a este año catastrófico, 2020, sin caer en la cuenta que el 2021 puede ser peor. Y en estos días de invierno, del frío propio de la estación, te da por pensar que todo esto no es casual, sino que sus causas se vienen cultivando desde hace tiempo. La pandemia era una crónica anunciada. La producción masificada, totalmente deslocalizada y a menudo al servicio de grandes capitales que sacrifican personas, paisajes y equilibrios naturales, propician que sea habitual poder comer mandarina pelada y envuelta en plástico. El coronavirus convive con nosotros y si bien la ciencia busca una solución - vacunas exprés - debemos mentalizarnos que ya es innato al ser humano. La ciencia ficción lo anuncia ( The walking dead, Soy Leyenda....por citar famosas ).

El Brexit es algo alucinante. Un primer ministro convoca un referéndum para que salga el no. James Cameron, no el director, se marca uno de las metidas de pata más grandes de la historia. Y ahí están. Los nostálgicos del Imperio. Los terraplanistas ingleses rurales propician un divorcio cuyas consecuencias aún están por ver. Y lo de Trump, todavía algunos quieren caricaturizarlo. Este señor no es un zumbado. Aunque se comporte como un niño que no está conforme a pesar de tenerlo todo. Es el exponente de algo muy peligroso. Aquellos que creen que el poder les pertenece, como a los reyes absolutistas de la Edad Moderna, y que se han dado cuenta que la democracia, con todas sus imperfecciones, no les conviene cuando los votos les niegan su posición predominante. Esto que hemos visto es lo que hacían las repúblicas bananeras de América Latina o África en manos de dictadores - y de ahí que fueran condenadas enérgicamente - Ahora es en el país defensor de la democracia ( y que ha justificado de paso invasiones, guerras, derrocamientos... ) . Y aquí no nos quedamos cortos. Grupos que quieren desmontar lo público para favorecer chiringuitos privados. La gestión de grupos privados para enriquecerse con el dinero de todos. Sanidad, educación, gestión de residencias.... Y entre medias polarización. Las redes sociales crean mentiras y se repiten y repiten hasta que calen en la población. Sí, esa que en plena pandemia se junta en Navidad con toda la familia, acude histérica a centros comerciales a la llamada de famosillos que apenas saben leer y que aún sabiendo que estamos bajo la borrasca Filomena suben a la sierra, porque hay que jugar con y en la nieve.

Por todo esto ahora mismo he decidido abrir una botella de vino, preparar un aperitivo y escribir en pocas palabras mi tardía felicitación navideña


27 de diciembre de 2020

Oscuro LXXIV. En Este Largo Periodo De Pandemia

 

Pasan los meses sin alzar la voz.

Como cuando observas el atardecer

Y en el horizonte predomina el negro.


Será porque ciertas cuerdas vocales

Se demuestran incapaces de articular

Palabras más allá que las convenientes

En este largo periodo de pandemia.


Sueña la ignorancia con hacerse bella

Y en su falso disfrute decepciona.

Sigue la esperanza pintándose verde

Únicamente en el vidrio de la botella.