6 de noviembre de 2013

Granaíno


Una noche con luna llena en el Paseo de los Tristes



Por largo que sea el suspiro,
Y el murmullo del Darro
Se aleje del rumor de mis oídos,
Cada uno de los 365 días
Que nos separan,
Año tras año,
Siempre encuentro
El instante preciso para
Recorrer vuestras Torres,
Adarves y Palacios,
Las Albercas donde
Fluyen mis amores,
Y los baños de 
Mezquitas Mayores,
Junto a Arrayanes,
Mocárabes, Tacas
Y doce paradisíacos leones,
Evocadores
Del sentirse granaíno
Sin ni siquiera 
La necesidad de 
Haber sido un 
Bien nacido 
Allí,

A la vera del Genil 
y del Darro.



38 comentarios:

  1. En la calle Darro me hospedé cuando estuve allí.
    Granada es... no tengo palabras, bueno sí, mágica.
    Bonita dedicatoria en esos versos Oscar.

    Beso

    ResponderEliminar
  2. No conozco Granada, la imagino mágica, como un sueño de las Mil y una noches.
    Un poema muy sentido, profe... ¿Oscar, es tu nombre?
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. My name´s Oscar, yes

      Tanto como las mil y una noches...pero tiene un encanto especial

      Eliminar
  3. Granada... un lugar pendiente sin duda para conocer... y ese "paseo de los tristes"... me gustaría buscar la historia de ese nombre...

    cariños, y gracias por compartir lo que es para vos ese lugar en la tierra!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. no pienses en donde debes ir...en las próximas vacaciones

      Eliminar
  4. Aunque el Paseo de los Tristes se llama oficialmente Paseo del Padre Manjón, se le conoce por este nombre porque era el lugar por donde pasaban los cortejos fúnebres camino del cementerio.

    ResponderEliminar
  5. Ógscar,... ¿seguro que eres vallisoletano?.

    Besosss.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y poéticamente debe su nombre a la tristeza cual Boabdil te embarga al abandonar el paseo más bello que hay en el mundo.
      Sí, por la gracia de Alá, soy Vallisoletano

      Eliminar
  6. Mira que hay que esquivar anuncios para comentarte, caray!
    :)
    Es que es preciosa, mágica y misteriosa, por eso atrae tanto Granada. No hay más que leerte para sentirlo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. no se parar los spam...me invaden cuan japoneses en Graná

      Eliminar
  7. Las nostalgias son nuestras inseparables compañeras
    A gradecido por tu entrada a mi blog

    ResponderEliminar
  8. Bueno, ¿qué te voy a decir yo, que además vivo aquí? Pero sin acritud, ¿eh? jejejejeje

    ResponderEliminar
  9. Enhorabuena granaino, es precioso. Sin duda es para sentirse orgulloso de haber nacido en tan tierra ilustre.

    un abrazo

    ResponderEliminar
  10. gracias Mar, por el origen del paseo de los "tristes"... buena historia!

    un cariño,

    ResponderEliminar
  11. Ole, ole y olé quillo.
    Eso es arte!
    Besos, Noelito.

    ResponderEliminar
  12. Bella y mágica ciudad que embruja y atrapa.

    Besos.

    Lunna.

    ResponderEliminar
  13. Granada es un lugar mágico.
    Allí he vivido contrastes, según quien fuese mi acompañante al visitarla.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. diferentes impresiones....siempre se puede rememorar el sentido

      Eliminar
  14. Es fácil así tal y como tú lo cuentas. Un beso.

    ResponderEliminar
  15. Es un lugar mágico que me gusta recordar...

    Un beso.

    ResponderEliminar
  16. En esos mágicos lugares, qque invita a pasear por ello,los poetas se sentiran inspirados.

    ResponderEliminar
  17. y en el oscuro mar de la noche, una luna de plata dibuja ondas sobre el añil del cielo…

    ResponderEliminar

Y esta historia la continuas de la siguiente manera...