12 de marzo de 2010

Miguel Delibes


 (placa en honor a Delibes en la calle Santiago
de Valladolid por su novela El Hereje )
( foto wikipedia )

Desde el Conde Ansúrez, fundador de la ciudad; Felipe II, su rey más legendario;  José Zorrilla, su literato más reconocido en la ciudad, que cuenta con una de las avenidas más importantes, amén del nombre del estadio de fútbol; y exceptuando la deshonrosa creencia de que José Mª Aznar  es de Valladolid ( es madrileño ) , que me disculpen los otros personajes ilustres, incluido José Luís Rodríguez Zapatero, pero D. Miguel Delibes es sin duda el personaje más vallisoletano y castellano que conozco.

No quiero desgranar su extensa obra literaria – La sombra del ciprés es alargada; El Camino; Las Ratas; El disputado voto del señor Cayo; Cinco horas con Mario; Los santos inocentes o su maravilloso libro El Hereje – ni pararme en su tarea periodística - en El Norte de Castilla – periódico vallisoletano por antonomasia – ni por esa otra pasión que tenía, como era la caza y la pesca – que practicó hasta que pudo.

Lo que me llama y me llamó siempre la atención de D. Miguel es que representa la esencia de lo que es un Castellano: recio, con carácter, coherente con sus pensamientos, y profundamente imbricado por aquellos espacios abiertos, la meseta y los páramos de Castilla, que con las heladas del invierno y los rigores del verano se trasladan al acerbo propio. Quizá Valladolid, en sus nieblas y sus dos ríos,  con el peso de haber sido capital de cuando éramos Imperio, lugar del matrimonio de los Reyes Católicos y Chancillería de los Austrias, asumió esa esencia del castellano, tan firme y tan convincente en su acento, con sus licencias del leísmo, y con una mirada de nobleza y claridad que no he visto en ninguna otra latitud.

Por ello, por ser como es y representar lo que es Castilla, D. Miguel no ganó nunca un Nóbel de literatura; nadie lo reclamó; sus reconocimientos llegaron siempre tardíos y a destiempo; y su carácter agrio, sobre todo tras la muerte de Ángeles de Castro, su musa, y ese cáncer de colón que nunca le abandonó, propició que tuviera la grandeza de desaparecer cuando él se vio muerto, para saber estar hasta que le llegara el momento, este momento.

Como vallisoletano y castellano que soy, simplemente quiero darte las gracias por explicar tan bien lo que uno, en esencia, es. Tus novelas son el mejor testigo y permanecerán, por siempre, en el tiempo.


38 comentarios:

  1. Por él! He de decir que hoy me quedé tocada al leer la noticia...
    Y que rescataré Cinco horas con Mario... y pensaré como tú, que su legado ya está escrito, para que otros después lo puedan sentir. Sí, he dicho sentir.
    LADY JONES

    ResponderEliminar
  2. Es una lastima,a mi siempre me gusto por su sencillez en sus relatos y la humanidad que desmostraba,de sus obras las que más recuerdo son Los santos inocentes y Cinco horas con Mario,descanse en paz.Un besico

    ResponderEliminar
  3. Un gran escritor sin duda y un gran homenaje el tuyo..un abrazo...

    ResponderEliminar
  4. Desde luego un grande de nuestra literatura. Grande, humilde y de lo más normal, siempre fue así...
    sus novelas por contra son realmente majestuosas!

    ResponderEliminar
  5. Me uno a tu homenaje como castellana y como amante de lo bien escrito.

    ResponderEliminar
  6. Me uno a tu homenaje...

    Castilla, lo castellano y los castellanos...

    Besos, Noel.

    ResponderEliminar
  7. Lo primero que he pensado es como el saxofonista , volver a leer sus libros ...

    Un besito .

    Miss Kelly

    ResponderEliminar
  8. Descanse en paz, me uno a tu homenaje

    un beso

    ResponderEliminar
  9. Se ha ido uno de los pocos grandes que nos quedaban, y con él la posibilidad de nuevas creaciones con las que hacer vibrar nuestros corazones. Pero lo que nos ha dejado no es poco. Su obra está ahí para la eternidad.

    Homenajeémoslo releyendo alguno de sus legados, aunque esto nos haga sentir aún más su pérdida.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  10. Grande, grande, creo que lo he leído todos sus libros...

    Saludos y un abrazo enorme.

    ResponderEliminar
  11. Un maravilloso escritor.
    Inolvidable.

    Descanse en paz.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  12. Bravo por los dos, a tí por el homenaje que le haces y a él por entregarnos tantos escritos que a tantos han marcado.
    Besos y susurros con ternura

    ResponderEliminar
  13. Glups¡ Nunca he leido nada de el lo que conozco es por lo que de el han llevado al cine,como siempre que se va un grande queda su obra,para que los que la desconocemos nos acerquemos a ella,saludos.

    ResponderEliminar
  14. Me da vergüenza admitir que no he leido nada de él.
    Pero como siempre estoy a tiempo.
    No sabía tampoco que eras castellano, yo te creia del sur, de Andalucía.
    Abrazo

    ResponderEliminar
  15. Buen homenaje a un gran escritor Miguel Delibes , que descanse en paz y gracias por su gran aporte a las letras .

    Un abrazo de MA ,y gracias por tu comentario dejado en mi blog tu blog amigo .

    ResponderEliminar
  16. Hay muchas injusticias en los premios Nobel.

    Interesante entrada.

    Un abrazo!

    ResponderEliminar
  17. Nunca se irá. Siempre la sombra del ciprés será alargada, y castilla, (la nuestra también), le recordará.

    Me uno a este homenaje a este gran hombre.
    ¡Por Miguel!

    ResponderEliminar
  18. Un gran escritor, y un castellano de pro.
    Bonito homenaje.


    Besos, Noel!

    ResponderEliminar
  19. Ahora me alegro del tiempo que le he dedicado a su obra.

    Ha dejado huella.

    Un beso, Noe.

    ResponderEliminar
  20. Bellisimo homenaje. Gran escritor se nos ha ido. Yo le voy a extranar.

    "En la vida has ido conociendo algunas cosas pero has fallado en lo esencial, es decir, has fracasado. Esa idea te deprime y entonces es cuando buscas apresuradamente un remedio para poder arrastrar con dignidad el futuro. Ahora no tendré a nadie a mano cuando me asalte el miedo."

    Miguel Delibes.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  21. De esas personas que cuando mueren, te llora el alma. Era una gran persona en todos los sentidos.
    Descanse en paz

    Yo pienso que lo que mejor hizo en esta vida (y que me perdonen los literatos) fue a su hijo Germán
    que estaba como un tren cada vez que venia a dar una conferencia se nos caia la baba

    ResponderEliminar
  22. Una pérdida irrecuperable. Y van.... unos cuantos que se van y que tendremos que echar irremediablemente de menos.
    Nos queda su obra. Menos mal.
    Descanse en paz.

    ResponderEliminar
  23. Me entristeció la noticia.
    "El camino" que comenzamos todos los Daniel "El mochuelo" acabó vivido muy intensamente para él.

    Descanse en paz.

    ResponderEliminar
  24. Triste pérdida.

    Pero sus libros quedan...y las personas que cosntruyen con las letras permanecen.

    Bello homenaje...bello.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  25. Físicamente Noel, es fisicamente, no como literato, ya que Germán no lo es, es arqueólogo

    :-P

    ResponderEliminar
  26. Se ha ido un gran escritor de mi tierra, descanse en paz, aunque siempre permanecerá su recuerdo y sus obras.

    Bonito homenaje que le has dedicado, Noel.

    Un beso.

    ResponderEliminar
  27. Yo siempre he dicho que Delibes tiene el libro que más he odiado (la sombra del ciprés, chico, no puedo con ese libro?, y el más amado (el camino)... toma ya

    Besicos

    ResponderEliminar
  28. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  29. Cuenta el dicho que ancha es Castilla, él no solo la ensanchó más sino que derribó con la fuerza pero al mismo tiempo delicadeza de su narración los muros rancios.

    Sentido homenaje, seguirá escribiendo sobre la Meseta llevando el viento sus obras mas allá.

    Un abrazo Noel

    ResponderEliminar
  30. Buen homenaje tu texto,
    ternura, gratitud y admiración.

    Invita a releer.


    Un abrazo Noelplebeyo.

    ResponderEliminar
  31. Conservo Diario de un cazador y El camino, desde que los leí de adolescente, en el colegio.
    Ediciones 1982 y 83.
    Más tarde volví a leerlos.

    Descanse en paz.

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  32. Es un bonito recuerdo para un buen escritor...

    Un beso.

    ResponderEliminar
  33. Ayer le vi en un reportaje de la 1 y, la verdad, me gustó su discurso; carisma a raudales... Me quedan libros que leer de él...

    ResponderEliminar
  34. Muchas gracias pucelano. Eres ...jajaja

    Besos

    ResponderEliminar
  35. Mi querido Noel: Pienso igual que tú y ha sido una gran pérdida pero son de las personas que no morirán nunca porque su obra siempre seguirá vigente.

    Descanse en paz.

    Mil besos y mil rosas.

    ResponderEliminar
  36. Recordemosle como se merece, ya es uno de los inmortales!!
    Cuentan quienes le conocieron que era un gran hombre.
    Ademas de buen escritor muy inteligente me ha parecido siempre.
    Un abrazo

    ResponderEliminar

Y esta historia la continuas de la siguiente manera...