18 de mayo de 2017

Llamémosle Bachillerato


Enquistado tras las profundas ojeras
El miedo desbocado olisquea sin complejos,
Aquel presente en todos los adolescentes 
Que juegan a ser
Mujeres y hombres - y viceversa -
Sin aún ser totalmente conscientes
De lo que les ronda
- Llamémosle trascendencia -

Sueñan los ingenios eléctricos con
Ser humanos de carne y hueso
Capaces de sentir aquello
Que les acerque a la alegría 
Y aleje del sufrimiento.

Sueñan, en cambio, todos estos con poner fin
A este padecimiento sin ser realmente conscientes
Qué poner término a ese ineludible duelo,
El de las hormonas todavía de niños
Abocadas a alocarse con futuros retos
Es en último caso el destino en sí mismo,
Y sin lugar a dudas el motivo
De futuros desvelos.

Pesares y triunfos de adultos, igual de ojerosos, 
Que a veces nostálgicos de aquellos lejanos
Retornan a aquellos recuerdos, quizá borrosos
-  Llamémosle bachillerato -

Recordar - cuando ustedes vuelvan -
Por su particular caja del tiempo
Qué cualquier tiempo pasado
No tuvo por qué ser 
Ni mucho menos
Mejor.

14 de mayo de 2017

Sin Remedios En Murcia. Instantes

 2ª presentación de Sin Remedios. Esta vez en Murcia. La sensación esta vez fue la de Instantes. En un recinto más íntimo, Luis , mi editor, él siempre tranquilo, y yo, quizá más relajado que en la presentación oficial en la ciudad donde vivo, Cartagena, tuvo sensaciones a destacar, instantes que salieron, creo yo, con bastante naturalidad.


Esos instantes los calibro de la siguiente manera. Siempre cuando presentas la novela, te centras en lo básico, sin embargo hay momentos, preguntas, que te hacen desviar la conversación a otros aspectos de la misma, de los que eres consciente, pero que hasta ese momento ni te habías planteado mencionar. Me gustó, en ese sentido, poder hablar de aspectos que contiene la novela y que son aspectos secundario ( y pasan a ser fundamentales en ese instante ) , así como la elaboración propia de la obra, cómo perfilar a los personajes y cómo pasar del manuscrito a la obra definitiva.

En fin, una magnífica tarde que esperemos tenga continuidad en otros lugares, y con más lectores.





 Y como aspecto novedoso, entre el público apareció uno de vosotros. Eso también es un aspecto a destacar. Lectores ya existentes ( virtualmente ) y que , por cuestiones de ubicuidad, se acercó a la librería y , si bien ya nos conocíamos, pudimos conversar , si quiera mínimamente, del Plebeyo que aparece entre líneas en Sin Remedios.


Lógico, por otra parte, puesto que en la dedicatoria de las páginas finales aparecéis mencionados todos vosotros